Diseño e Interiorismo de Apartamentos Turísticos para alquiler en Granada
49
portfolio_page-template-default,single,single-portfolio_page,postid-49,ajax_updown,page_not_loaded,,vertical_menu_enabled,side_area_uncovered_from_content,qode-child-theme-ver-0.1.0,qode-theme-ver-10.1.2,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1,vc_responsive

Apartamento turístico Gran Vía 2

About This Project

Interiorismo de apartamentos

En esta ocasión hemos trabajado en el interior de un apartamento en el centro de Granada. El proyecto ha sido diseñado con fines comerciales. En concreto es un apartamento para alquilar a turistas que visitan Granada.

La luz ha sido uno de los elementos que se ha intentado cuidar en el diseño. En los apartamentos del casco histórico, debido a la arquitectura del siglo XX y XIX, normalmente la luz brilla por su ausencia. Es por esto que se deben aprovechar las fuentes de luz y colocar colores claros en el mobiliario y elementos con colores intensos en la decoración. Cuenta, además, con 2 camas de matrimonio, la opción es la que se adapta a más tipos de clientes.

La importancia del interiorismo

Cuando se quiere sacar un partido económico de un lugar sabemos que algo que puede asegurar el éxito de tu empresa es el diseño de interiores. Es una forma de destacar entre las demás ofertas. Ya hablamos de esto recientemente cuando hablamos de un apartamento en Granada en el que trabajamos.

Sin embargo en el sector inmobiliario, en lo que se refiere a casas y apartamentos para alquileres breves está más que extendido. Estos apartamentos sirven como pequeños hoteles gestionados, en muchos casos con mayor cuidado y cariño, por una sola persona. Es por esto que estos apartamentos se preparan de forma profesional para asegurar un éxito en el pequeño proyecto empresarial.

Si tienes un apartamento al que quieres sacarle partido es necesario que recurras al diseño de interiores para llamar la atención de los posibles clientes o subir el precio del alquiler.

 

La Gran Vía de Colón

La Gran Vía de Colón es la arteria principal de la ciudad de Granada. Comparte semejanzas con otras grandes vías de más capitales de provincia españolas.

En la primera mitad del siglo XX se llevaron proyectos urbanísticos para las ciudades con la intenciones comerciales. Crear un espacio adecuado para el comercio en el centro de la ciudad sería bueno para el turismo. Además de esto, se utilizaron y utilizan muchas veces, como es el caso de la Gran Vía de Madrid, estas calles como centros neurálgicos del ocio al más puro estilo Broadway.

El caso de Granada cuenta con una particularidad. La calle a la que la Gran Vía robó el protagonismo de su calle paralela, Elvira. En esta calle tan cercana, y en otras que llamaban mucho al turismo étnico de la capital granadina como la Alcaicería, se concentraban multitud de negocios locales que componían el entramado comercial, turístico y de ocio del centro de la ciudad.

Después de que calles de este estilo, como la Gran Vía de Colón en Granada, la de Madrid o la Alameda Principal de Málaga, consiguieran convertirse en el centro comercial de las ciudades, llegaron los proyectos de peatonalización. Y es que ya no se pretende que estas calles sean arterias del tráfico rodado. El objetivo de las ciudades modernas es conseguir incentivar el paseo. Es por eso que se han llevado diferentes proyectos de peatonalización y limitación de tráfico. Este último es el caso de Granada.