¿Qué nos queda de la Arquitectura andaluza? - Historia del Diseño
560
post-template-default,single,single-post,postid-560,single-format-standard,ajax_updown,page_not_loaded,,vertical_menu_enabled,side_area_uncovered_from_content,qode-child-theme-ver-0.1.0,qode-theme-ver-10.1.2,wpb-js-composer js-comp-ver-5.1,vc_responsive

¿Qué nos queda de la Arquitectura andaluza?

¿Qué nos queda de la Arquitectura andaluza? - Historia del Diseño

¿Qué nos queda de la Arquitectura andaluza?

¿Qué caracteriza la arquitectura andaluza? ¿Tenemos ejemplos de ella a día de hoy? En este pequeño artículo responderemos a estas preguntas.

La esencia de ‘lo andaluz’

Los mayores sevillanos dicen que “Sevilla sin Triana no es Sevilla, pero que Triana sin Sevilla sigue siendo Triana”. Sin ánimo de pecar de chovinistas, se puede decir lo mismo de Andalucía. Andalucía tiene la esencia que define a España, y se define también a sí misma.

Arquitectura neoclásica, romántica, romana, barroca o modernista, todas han pasado por Andalucía, pero no representan especialmente esta tierra. Lo que hace que nuestro estilo de arquitectura sea único es la mezcla de estos estilos con los estilos del mediterráneo. Esto no sólo define nuestra arquitectura sino la cultura andaluza al completo.

Es en la mezcla de culturas donde encontramos algo único como es la esencia de ‘lo andaluz’.

 

Arquitectura vernácula andaluza

Hay un concepto para señalar a la arquitectura del mediterráneo, se trata de la arquitectura clásica. Aquella que crearon los griegos, pasó por todos los pueblos del mediterráneo y desarrollaron los romanos. Andalucía, cómo no, tiene grandes construcciones clásicas pero se enriqueció con el paso de las culturas árabes y del norte de África.

Lo que quedó después de la conquista castellana del territorio andaluz fue un estilo que mezclaba la esencia de lo romano como pueblo heredero de su cultura, con nuestras raíces semitas. Esto y las características de clima y estilo de vida del lugar dieron lugar a los patios andaluces de Córdoba, por ejemplo; las casas blancas, encaladas para que el calor del sol no nos castigue demasiado en el interior de la casa; el tejado árabe que deja pasar mejor el aire entre las tejas de barro para dar frescura a las plantas altas; el amor por los detalles, las flores y los detalles de color en el exterior de las ventanas y los patios.

La arquitectura andaluza ha traspasado las fronteras de su propia categoría y se encuentra en otros tipos de arte. Así nos encontramos ejemplos de artistas andaluces actuales que se inspiran en la arquitectura para crear sus obras.

La casa del campo

El campo andaluz ha sufrido durante muchos años una gran situación de desigualdad. Una situación que se ha ido disipando con el paso de los años. Lo que también es cierto es que en esa situación se desarrolló un estilo de arquitectura concreto que hoy toma un significado diferente. El cortijo han sido grandes construcciones donde los campesinos vivían junto con los señores.

Ocurre igual con la hacienda, un tipo de construcción con un uso muy parecido al cortijo. También con remembranzas a la cultura árabe y romana que habían pasado por aquí dejando una marcada huella, la hacienda se hizo muy popular en la arquitectura iberoamericana.

Allí, en Latinoamérica, la cultura andaluza se mezcló con las nativas dando a crear un estilo que señala mucho a sus raíces. Así es como creamos un mundo unido por una cultura que se ha ido compartiendo. Un mundo donde cada cultura ha aportado algo distinto y novedoso.

Hoy en día nos beneficiamos de la arquitectura moderna o el minimalismo que tanto tienen que ver con la cultura hegemónica, la del racionalismo alemán. Sin embargo, tampoco está de más encontrarnos en nuestras raíces. Es bueno construir, pero sin perder de vista de dónde venimos y por qué somos lo que somos.

¿Qué nos queda de la Arquitectura andaluza? - Historia del Diseño

¿Qué nos queda de la arquitectura andaluza?

Hoy en día es imposible ser un profesional del diseño de interiores en Andalucía sin tener en cuenta todo esto. Los arquitectos e interioristas que hoy trabajan en Andalucía son conscientes de que no pueden perder de vista el pasado.

Nuestro trabajo, por ejemplo, está lleno de referencias que señalan a un estilo de arquitectura con la esencia andaluza pero que no rechaza el progreso del minimalismo. Un buen ejemplo de esto es el trabajo que realizamos para Distribuciones Macar.

Hoy nuestro estilo sigue evolucionando y, por lo tanto, del estilo andaluz nos queda todo. Tenemos muchos mundos a nuestras espaldas y un universo por delante.

Proyecto-Interiorismo-Macar-Almeria-19